Sembrar azafrán.pdf


Preview of PDF document sembrar-azafra-n.pdf

Page 1 2 3 4 5 6

Text preview


12.000–20.000 Kg estiércol/hectárea, con al menos tres meses de
anticipación.

¿Cómo se riegan?
La planta de azafrán no tiene exigencias importantes durante el
riego, pues está adaptada a climas secos y depende casi en su totalidad
del agua proveniente de las lluvias. Sin embargo, existen dos épocas en
el año cuando sus requerimientos de agua son mayores, por lo cual se
debe recurrir al riego: durante la primavera (entre los meses marzoabril para las locaciones geográficas del hemisferio norte y los meses
septiembre-octubre para el hemisferio sur) para favorecer la formación
de los bulbos; y en otoño (meses de septiembre-octubre para las
regiones del hemisferio norte, marzo-abril en el hemisferio sur) para
ayudar al brote y floración.
Es importante tomar en cuenta que a pesar de necesitarse un
sistema de riego en estas fechas, el riego debe ser suficiente más no
abundante, es decir no se deben producir charcos de agua en el terreno,
pues esto ocasionará la pudrición de las raíces.

¿Cómo se mantiene?
Como se ha indicado antes las exigencias en cuanto a
temperatura, humedad y suelo no son muy grandes. Se aconseja
plantar cada 12 años en un mismo terreno una vez agotada la floración.
Mientras tanto, el terreno se puede emplear para plantar cereales o
leguminosas.
Los bulbos por su parte se mantienen y almacenan en lugares con
buena ventilación, cuya temperatura sea de aproximadamente 5 °C y la
humedad relativa se encuentre entre 70-80%.
Una vez obtenida la especie de azafrán, se puede conservar en
bolsas de lana dentro de cajones de madera o en frascos de vidrio
ámbar con tapa hermética. Lo más importante al momento de conservar
y mantener el azafrán es la protección a la luz y a la humedad, ya que la
primera afecta negativamente el color y la humedad por su parte, al
aroma.

¿Qué plagas debemos evitar y cómo hacerlo?
Las malas hierbas son una de las primeras cosas a controlar en las
plantaciones de azafrán, ya que además de originar una pérdida